Era una princesa rosa
con un destino de amor
un final feliz, con un príncipe azul.
Pero está princesa
de gustos discordantes
amo a otra princesa
y así quiso ser feliz.
Los reyes y las reinas
los condes y condesas
los duques y duquesas
gritaron con horror!
Y el príncipe ofendido
molesto y dolido
lanzo a las princesas
un hechizo de amor
si ellas juntas seguían
el castigo sería
morir sin salvación.