Amores erróneos. Nos envuelven, entre chantajes, mentiras, y su verdadero talento: la manipulación, nos vuelven ciegos, nos pintan y nos atan a una verdad fantasiosa, nos hacen creyentes fieles de su amor mediocre. Con el tiempo se vuelve tedioso, perdemos fe, ya no tratamos de huir, más bien conocemos a la resignación, la conformidad y el rezago, la historia parece interminable hacia los ojos externos, y es que, es verdad ahora es un circulo vicioso.
Sentimos no merecer más que aquella escasa muestra de afecto, pasamos una montaña rusa en la que se ven implicados nuestras emociones y sentimientos, empezamos a dudar, quizá la venda se ha desatado, quizá la necesidad de libertad ha regresado y si estamos convencidos; eso ya no funciona, nunca lo ha hecho, hasta que pasa de nuevo. Entramos en conflicto, noches de insomnio, de eterno sufrimiento quien sabe cómo nos convéncenos, empezamos adjudicar culpas y a repartir pensamientos de auto insatisfacción, mientras la realidad sigue, el tiempo avanza y las personas que quizá nos aguarden se agotan.
- α