A lo largo de mi vida,
Viví en la idea de que solo existía una clase de amor
Pero al quererte me di cuenta,
Que aquella idea era un gran error.

Es que algo en ti era diferente,
Y eso aún es un misterio,
Y mientras tanto recuerdo y a la vez pienso
En todos esos momentos.

Y mientas te pienso te escribo,
Mi mente viaja a aquellos días,
Mis ojos sonríen al recordarte,
Pero es triste que ya no mires como antes.

Ahora encuentro las palabras,
Para describirte desde lo más profundo de mi alma,
Como es que tu amor me cautivo y de mí se apodero.
Y es que tú eras esa clase de amor.

Amor del que se vive solo una vez en la vida,
Y del que nunca te olvidas,
Ese amor que llega de repente,
Y que si tienes suerte te quedaras con él para siempre.

Amor que se clava,
En lo más profundo de tu alma,
Que por más que quieras enfrentarlo
Siempre terminaras fracasando.

Amor que siente con el corazón y escucha con los ojos,
Amor que duele y no se olvida,
En el que ríes pero a la vez lloras
Por miedo a que ese amor te deje sola.

Qué ironía, tu amor me duele noche y día,
Tu amor me mata, pero a la vez da vida
Me entristece y me da alegría.
Que ironía que difícil esta vida.
Hoy que te marchas de mi lado,
Hoy que todo ha terminado,
Aunque te cueste tanto aceptarlo,
Sé que dentro de ti queda algo.

Sé que quedan los recuerdos,
Aquellos bellos momentos,
Sé que los guardaras en tu corazón,
Y te recordaran lo que fue nuestro amor.

Hoy en este día,
En donde me atrevo a confesarte lo que siento;
En donde después de tanto tiempo
Me convierto en una cobarde tan valiente
Y me atreveré a enfrentar mis miedos.

Y es que gracias a ti,
Descubrí que no siempre se obtiene lo que quieres,
Que no siempre se cumple lo que deseas,
Y que un “te quiero” no siempre es verdadero.

Pero quiero que sepas,
Que de nada me arrepiento,
Ya que en su momento eras la mejor persona
Que hubiera querido que estuviese conmigo.

Por lo pronto seguiré adelante como lo he hecho antes,
Y espero que tú puedas hacer lo mismo,
Que algún día se crucen nuestras miradas,
Y que actuemos como si nunca hubiese pasado nada.

Pero dentro de mí sabrás que no te olvido
Simplemente te quedaste en algún lugar de mi camino
Pero sobre todo en mi corazón,
Con esa clase tan distinta de amor.

-PGL-