No me gusta nada de mi.
No me gusta mi pelo,
no me gusta mis labios,
no me gusta mis ojos,
no me gusta mis manos,
no me gusta mi cara.

Odio mi cuerpo.
Odio ser alta,
odio mi peso,
odio ser diferente,
odio todo de mi.

El mundo entero me puede decir que soy perfecta como soy,
pero lo que pienso de mi no va a cambiar.