Hola!! Este es mi primer artículo, mi nombre es Rocío.
Estoy pasando por momentos de cambio y los estoy sufriendo mucho. Estoy leyendo algunos libros que me están ayudando a crecer y madurar personalmente.

Lo que quiero compartir es sobre un libro llamado "Los cuatro acuerdos" del Dr. Miguel Ruiz. Es un libro fantástico que me está enseñando un montón pero que es difícil de poner en práctica.

Hablaré del primer acuerdo que es " SE IMPECABLE CON TUS PALABRAS"
¿,Que quiere decir esto?
Primero, las palabras son la forma en que los seres humanos expresamos nuestras creencias, gustos, pensamientos e interactuamos con el otro. El libro dice " lo que sueñas, lo que sientes y lo que realmente eres, lo muestras por medio de las palabras.
Así de importantes son las palabras. Reflejan nuestro interior.
Segundo, impecabilidad significa "sin pecado".
Un pecado, según el autor, es cualquier cosa que haces y que va contra ti. Y vas contra ti cuando te juzgas y culpas por cualquier cosa.

Normalmente, yo hago esto. Cada cosa que sucede en mi vida siempre termino diciendo "tal vez tengo la culpa, si lo hubiese hecho mejor tal vez no hubiera sucedido, seguramente lo dijo por mi, yo soy el problema"
Vivo constantemente en una relación toxica conmigo misma. Tanto, que es cansador.

Ahora, el autor nos dice que al ser impecables con nuestras palabras utilizamos nuestra energía correctamente, en la dirección de la verdad y del amor por nosotros mismos.

Al principio, creí que era utilizar las palabras hacia los demás. Y lo es, pero yo entiendo que primero la charla interna con nosotros mismos es lo principal. Ser capaz de poder pensar y hablar en positivo primero y perdonarnos por aquello que no pudimos hacer y darnos la oportunidad de hacerlo de nuevo SIN JUZGARNOS. Sin pensar cosas malas sobre nosotros.
Luego, como consecuencia del amor y respeto que tenemos por nosotros mismos comenzaremos a hablar con los demás y ese amor se va a reflejar en nuestras palabras y en la magia que lanzamos hacia el mundo.

En la vida cotidiana siempre expresamos nuestro odio por esto, que no nos gusta, le echamos la culpa a alguien o la juzgamos por lo que hizo, lo que viste, como se ve, que dijo.
Vivimos lanzando un veneno emocional dice el Dr. Miguel Ruiz.

No solo lo emitimos sino que también somos receptores de ese veneno que guardan los demás.
Mi jefe el otro día me mandó a buscar unos papeles y me dijo que no me sentará con la secretaria 2 porque era muy mala, jodida y que no me iba a atender bien para obtener lo que yo buscaba.
Él me extendió su veneno emocional con respecto a esa señora, yo lo tome y lo hice mío sin darme cuenta. Apenas la vi, pensé en negativo sobre ella y empecé a especular en mi mente contra ella. Muy mal de mi parte porque yo ni siquiera la conocía como para decir "es verdad lo que dice mi jefe o no es verdad".
Esto resultó siendo el punto de vista de mi jefe pero nada tiene de verdadero.
Ese veneno está compuesto por experiencia de ese persona, sentimientos, problemas que tuvo, su ego, etc. Tal vez esa señora no lo trato bien a él o viceversa y él comenzó a expulsar su veneno emocional.
El autor nos dice que si aceptamos este primer acuerdo "Ser impecables con nuestras palabras" desaparecerá este veneno emocional de nuestra mente y dejaremos de transmitirlo en nuestras relaciones personales. Esto además nos hará inmunes al veneno emocional de otras personas. "Solamente recibirás una idea negativa si tu mente es un campo fértil para ella" (pg. 65)

No te rechaces a ti mismo, y no te juzgues. Tienes que respetarte y buscar la verdad en ti. Así dejaras de crear ese veneno y esparcirlo en el mundo criticando y expresando malestar, y encontrarás la paz porque ya no serás esclavo de esas palabras. El mundo ya tiene mucho de esos.