... Es como si estuvieses sujetando el hilo de un globo que ya se solto. Ya se fue y ese hilo hay que tirarlo. Acepta que se fue, aunque te lastimo y te dolio, dejalo ir y seras feliz. Reza y veras. Y hazlo por ti, no porque te lo diga o lo leas, hazlo por ti, por tu bienestar, solo depende de TI. A prende a respirar y vivir sin depender de alguien porque, tesoro, si sigues así jamás serás feliz. Quiero verte arriba, tocando el cielo, bailando y cantando tu propia melodía, que es TUYA maldita sea. Y si la vida te da la espalda, dale una nalgada.

Así como cuando todos nacimos lloramos porque no sabíamos como respirar pero aprendimos no?. Habla, grita, llora, pero nunca te hagas danho. Solo eso.