A veces no somos lo suficientemente consientes de el mal que le hacemos a los demás, estamos tan enfocados en nosotros mismos que a fin de cuentas (y erróneamente) es lo único que importa. ya sabes "a veces somos cuchillo otras herida"

Pero por que querer seguir con ese circulo vicioso de odio, es cuestión de decisión.

Lo se, siempre.. podemos ser mejores.