Quizá esos no seamos nosotros, pero ella siempre lleva el mismo moño en el cabello regalándome besos de tal manera y yo, yo no soy él, pero me saca exactamente la misma sonrisa.

Quizá ella y yo no estemos durmiendo en la misma cama en este instante, pero sé que me extraña tanto como yo a ella, de querer estar juntos ahora mismo.

Quizá no estemos viviendo un presente juntos, quizá ella no este durmiendo ahora, quizá ella no este pensando en mi ahora. Tal vez, quizá nos encontremos a muchas personas en el camino. Pero en el corazón, no hay un “quizá la amo”

En el corazón, está ella diciendo a gritos “Te amo”. En su corazón, estoy yo diciendo “Yo también te amo, demasiado”