Sal de mi cabeza,
por favor,
no quiero verte
me haces mal y ni te importa.
No te deseo el mal,
hiciste tu elección
me rompiste el corazón
y ni deijiste perdón.